Uyuni : El desierto de sal

salar de UYUNI  El día comenzó muy temprano, a las 5 am me recogían para ir hacia el aeropuerto de El Alto en La Paz y después de tan sólo una hora de vuelo llegamos a la ciudad de Uyuni, ubicada al Sur de Bolivia a 3680 msnm.

Al salir del aeropuerto de Uyuni la sensación es otra, un sol penetrante y un desierto alrededor lo es todo.
La primera parada es el Cementerio de Trenes a tan sólo 5 minutos del aeropuerto donde se encuentran varios trenes abandonados desde principios del siglo XX debido a la crisis minera y política.
A pocos minutos se encuentra el pueblo de Uyuni, sus pequeñas calles pintorescas pobladas de turistas nos indican la cercanía al salar.

Continuamos el viaje y 30 minusalar de Uyunitos después llegamos al pueblo de Colchani ubicado a orillas del salar. La primera impresión es que es de un lugar abandonado con calles vacías y sin ningún movimiento alrededor, pero la realidad es que el poblado tiene la intensa actividad de extracción de sal con procesos rudimentarios y manuales para preservar la importancia del lugar.

Y a tan sólo unos pocos pasos, al fin, llegamos al Salar de Uyuni … simplemente indescriptible.
Es el salar visible más grande del mundo con 12 000 Km2 de superficie, una de las mayores reservas de litio en el mundo y un lugar que alberga una extraordinaria belleza por el impresionante terreno de sal que parece no tuviera fin.  El lugar nos invita a olvidarnos del mundo que nos rodea, y congelar nuestra mirada en lo blanco del suelo y en lo celeste del maravilloso cielo despejado.

A bordo de una camioneta 4×4 empezamos el recorrido ingresando cada vez más y más al salar, de pronto paramos unos minutos y el silencio fue la mejor sensación del viaje, rodeada por miles de kilómetros de sal … nuevamente indescriptible. A los alrededores se ven algunas montañas pero no sabemos si es Sur, Norte, Este u Oeste, la única forma de ubicarnos fue con el GPS de la camioneta.
Continuamos el recorrido y visitamos el Volcán Tunupa que alberga una combinación de paisajes impresionantes, sal, rocas, vegetación, flamingos en un lago pequeño, llamas y alpacas paseando por la orilla de la isla.
Exactamente en el medio del desierto de sal encontramos la Isla Incahuasi más conocida como Isla Pescado. En ella podemos encontrar un restaurante con mesas de sal. La isla está poblada por numerosos cactus gigantes de hasta 10 mts de altura y desde la cima de la isla se puede contemplar el gran paisaje de sal.
Terminado nuestro recorrido por el salar, nos dirigimos a nuestro hotel. Una experiencia totalmente diferente es el dormir en un hotel de sal … paredes, pisos, cama, mesas, sillas, todo es sal! Y para terminar bien el día, desde la terraza del hotel vimos una espectacular puesta de sol sobre el Salar de Uyuni. Los rayos del sol forman un extraño reflejo en el cielo de luces de diversos colores : naranja, amarillo, verde, turquesa, fucsia, rojo, etc … la mejor manera de terminar el día.
A las 5.45 am del día siguiente, con una temperatura de -2º C, estaba sentada en la terraza del hotel lista para ver el amanecer en el salar, nuevamente sin palabras! Un rayo horizontal de luz celeste casi fosforescente nos avisaba que el sol estaba por salir, a los pocos minutos la luz celeste se volvió amarilla, pero lo sorprendente era que la parte inferior y superior del cielo aún estaba oscura por lo que parecía un eclipse solar.

Me despedí de Uyuni con un sol gigante que iluminaba el salar y el desierto que lo rodea. Definitivamente una experiencia inolvidable.

[Autora: Natalia León de Colturperu]

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s